Celebremos lo que se nos ha dado.

Hoy la universidad cumple 71 años y en realidad es increíble lo que ha logrado en estas 7 décadas.Fuimos catalogados recientemente como la 4ta mejor universidad de América Latina y eso debería ser sin lugar a duda un orgullo para todos los que hacemos parte de esta linda institución.

Hoy, además de motivarlos a participar alegremente en las celebraciones que la universidad ha preparado  (VER MAS), quisiéramos invitarlos a celebrar de una manera particular, reflexionando.

Sí, suena raro – la tecnología y la rapidez de nuestro tiempo nos ha hecho pertenecer a la generación menos reflexiva en la historia de la humanidad- pero en mi caso particular cada vez que cumplo años encuentro una buena oportunidad para hacerlo, mirar lo que pasó durante el último año y prepararme para el que viene.

Como comunidad, el sentirnos orgullosos de pertenecer a esta historia de ser la 4ta mejor universidad de América Latina y la mejor de Colombia nos debería también hacer reflexionar de la oportunidad y la capacidad que se nos ha dado para hacer de nuestros hogares, nuestra ciudad y nuestro país un mejor lugar.

Casualmente en 1948, el mismo año que se dio origen a la institución que nos hace mejores a todos nosotros y por lo cual celebramos hoy, se dio uno de los hechos que incentivó y propició muchos de los males y problemas que enfrentamos como país (el asesinato de Gaitán a unos pocos metros del campus principal de la universidad).Desde ese momento, en nuestras aulas, pasillos y espacios se han construido historias de esperanza, ideas de cambio, oportunidades para jóvenes de todas las regiones del país, han surgido proyectos que han aportado a la construcción y desarrollo de Colombia y sobre todo se han formado personas con excelencia quienes en su diario vivir tienen la posibilidad de decidir impactar y transformar los lugares que los rodean y el país que los vio crecer.

Paradójicamente o más bien en contraposición a la esperanza que surge desde nuestra universidad, desde ese momento, tras el asesinato de Gaitán, también han crecido en nuestro país conflictos y guerras que a muchos les han cortado la esperanza y limitado el potencial que todos tenemos como Colombianos.


Hace poco la universidad publicaba el documental Caminos Empedrados (VER) retratando allí una pequeña parte de estas historias que son realidad en nuestro país. Historias de vidas limitadas y amenazadas por un conflicto que nos sigue pisando los talones como país y no nos deja terminar de descubrir la belleza de la tierra y los genes que se nos han dado. Hoy mientras celebramos, hay un país que se debate entre la continuidad de una guerra y un conflicto y un nuevo comienzo con oportunidades y esperanza para todos.


Escribimos esto porque estamos convencidos de que las universidades y en especial la nuestra jugará un rol fundamental en la construcción del PAIZ que soñamos, pero no necesariamente como institución, sino más bien como comunidad. n el momento que todos entendamos lo que le podemos aportar al PAIZ desde nuestro rol y desde los detalles más pequeños podremos terminar de ver la transformación que todos anhelamos.  En especial nosotros que hemos recibido la mejor educación y un gran ejemplo, estamos llamados a celebrar entendiendo que gran parte del cambio está en ti y en mí. Si como universitarios no nos integramos a la realidad del PAIZ y hacemos parte del cambio que necesita, los avispados de siempre seguirán determinando una herencia de guerra en un país producto de ambiciones, odios y también desinterés y falta de misericordia. Pero si nos involucramos y entendemos que desde los más sencillo podemos construir una nueva herencia, confió y creo que nuestros hijos heredarán el País más hermoso de todos y en algunos años celebraremos un nuevo cumpleaños de nuestra universidad reflexionando sobre una guerra ganada, la única que en realidad puede ser ganada, la que ya no existe más.

Feliz cumpleaños Uniandes.

Atentamente Equipo enlaU

Cerrar menú